¡Atrápalos ya!: el legado de Pokémon

La década de los noventa vio el nacimiento y boom de una de las franquicias más reconocidas y queridas para el público gamer, un suceso cultural que ha venido a revolucionar la forma en que se consumen y producen los videojuegos. Me refiero a Pokémon. Desde sus inicios, bajo la idea central de Satoshi Tajiri y la tutela en cuanto a desarrollo a cargo de Shigeru Miyamoto, Pokémon como videojuego ha tenido una premisa simple: en un mundo parecido al nuestro existen amistosos monstruos que pueden ser capturados y entrenados por el jugador. Este RPG tiene como fin capturar los monstruos que desee el jugador, formar un equipo de seis con ellos, y batirse en duelo con otros entrenadores y lideres de gimnasio para recibir como recompensa medallas hasta convertirse así en el mejor entrenador Pokémon. Un concepto bastante simple, pero con los años, bajo el impacto de Miyamoto ―creador del personaje más famoso de Nintendo―, esta idea ha ido creciendo y floreciendo hasta convertirse en uno de los videojuegos y marcas más conocidas en el mundo. Pero 23 años no se dicen fácil ―menos para este escritor que su vida entera se ha visto influenciada desde su infancia por estos adorables monstruos― y lo que Game Freak (desarrolladora de Pokémon) ha venido a bien realizar es un constante proceso de reinvención en formas, conceptos, acercamientos y producción en la marca Pokémon.

La reinvención en aspectos clásicos de videojuegos de Nintendo no es algo nuevo. Como ejercicio, tomemos los cambios que han presentado en forma videojuegos como los de Super Mario. Fórmulas innovadoras que involucran a más de un jugador han sido recibidas positivamente por parte de los millones de consumidores debido a que introducen una nueva forma de acercarse a la franquicia tomando en consideración la potencial diversión en grupo. Por ejemplo, en Super Mario Maker 2 (2019) podemos jugar hasta cuatro jugadores al mismo tiempo ―en línea o en modo local― construyendo y cursando niveles propios nunca vistos, compartiendo tiempo de divertimento por horas. Para este breve análisis, me enfocaré en cuatro puntos que han sido importantes en el proceso de innovación en la franquicia de Pokémon: la reinvención de conceptos, de narrativas, de formas y de producción; cambios que toman como punto de partida la nostalgia que genera en los videojugadores una nueva forma de acercarse a formas y personajes clásicos.

poke013
© The Pokémon Company

De igual manera que lo han hecho con Super Mario, Pokémon se ha visto mejorado y aumentado en los últimos cinco años. Como primer proceso de innovación por el que ha pasado la franquicia, enfocándonos en sus videojuegos, está la modernización y ampliación de conceptos que han sido clave y puntos de referencia para el desarrollo de Pokémon como se le conoce actualmente. Me refiero a la instauración de nuevos conceptos como la Mega Evolución en Pokémon X y Y (2013), y los Movimientos Z en Pokémon Sun y Moon (2016). Hablar de Pokémon es hablar de la cualidad que tienen los pocket monsters para poder evolucionar de monstruos pequeños y formas básicas a seres mucho más complejos y fuertes mediante el entrenamiento y la utilización de objetos específicos que propician su evolución. La Mega Evolución funciona mediante piedras específicas para ciertos Pokémon que les permiten cambiar de forma, estadísticas, tipo e incluso habilidades, aunque únicamente ocurre durante el tiempo que dure una batalla. Por ejemplo, en Pokémon X se presentó una Mega Evolución de un favorito de todos, Charizard. Este Pokémon tipo Fuego/Volador se convierte en Fuego/Dragón y tiene una coloración y forma distintas al clásico Charizard. Por otro lado, los Movimientos Z fueron presentados en la generación VII en Pokémon Sun y Moon. Este tipo de movimientos especiales, igual que con las Mega Evoluciones, son justificadas con cristales especiales que necesitan los entrenadores para llegar a cierto grado de sinergia para que Pokémon y maestro puedan generar fuerza extra durante un combate. De esta forma, le dieron vitalidad a conceptos clásicos de los que ya eran fanáticos muchos, mientras que a los nuevos jugadores les dieron contenido base para que creen ellos mismos recuerdos mediante estos videojuegos que nunca habían jugado. Dentro del juego, la Mega Evolución y los Movimientos Z están justificados en nuevos descubrimientos que se han hecho sobre los Pokémon, pero, en realidad, fuera del juego, y en favor de la recepción de los juegos, estos dos nuevos conceptos fueron introducidos dentro de la franquicia debido a que se buscaba que tanto nuevos jugadores como fans de la serie se acercaran a las nuevas entregas y las reediciones de entregas pasadas para consolas como el Game Boy Advance. Tomaron varios Pokémon que eran favoritos de muchos y les agregaron nuevo contenido (nuevas evoluciones) para que los jugadores de antaño puedan acercarse aún más a las nuevas formas que está utilizando Game Freak.

poke3
© The Pokémon Company

La segunda reinvención gira en torno a la narrativa. Al ser originalmente un RPG, los juegos principales de Pokémon siguen una estructura lineal donde, a medida que va avanzando el jugador, sus Pokémon van creciendo en nivel y poder, donde el punto del juego es vencer al campeón o campeona de cada región y ocupar su lugar como líder del Elite Four. He encontrado, pues, que existen tres videojuegos alternos a los principales de Pokémon que se enfocan a otro tipo de narrativas que, si bien, son considerados RPG, la innovación viene en el sentido de que la trama de dichas entregas no gira alrededor del entrenador Pokémon que busca ser el mejor, mejor que nadie más. Estas entregas son la saga de Pokémon Mystery Dungeon, Pokémon Ranger y Detective Pikachu. En las variadas entregas de Pokémon Mystery Dungeon, la narrativa se centra en un humano que, al despertar de un sueño profundo, amanece en el cuerpo de un Pokémon. En los muchos volúmenes de esta saga, el jugador siempre tiene que contestar algunas preguntas al inicio de la partida a manera de prueba de personalidad para saber qué Pokémon será y así liderar un grupo de varios amigos Pokémon en misiones de rescate. Pikachu, Squirtle, o incluso Piplup (y muchos más) son las opciones viables que el jugador tiene para personificar a un monstruo de bolsillo. Sin embargo, en ese mundo, los humanos no existen y los Pokémon conviven en sociedades complejas. En Pokémon Ranger, el personaje principal vuelve a ser un humano, pero las batallas Pokémon no son el desafío a librar, sino más bien trabajar en equipo como un Ranger con la ayuda de varios Pokémon salvajes para completar metas y misiones que la sociedad humana y Pokémon requiere. Finalmente, de estas reinvenciones narrativas, la que ha generado un impacto cultural fuera de la esfera social gamer es Detective Pikachu debido a su adaptación fílmica, pero sobre su impacto hablaré hacia el final. Con la introducción de este nuevo tipo de narrativas, se ofrece una ampliación al catálogo de títulos de Pokémon y con estos, nuevas formas de disfrutar diferentes géneros narrativos dentro de un mismo cosmos identitario que tiene la franquicia.

poke012
© The Pokémon Company

La tercera innovación de la franquicia Pokémon en sus videojuegos es una de forma. Desde sus inicios, su concepción y producción se planeó únicamente para consolas portátiles. Es digno de celebrarse que, a lo largo de 23 años, todas y cada una de las consolas portátiles que Nintendo ha sacado al mercado han contado con varios títulos de Pokémon. Desde el Game Boy Advance hasta la Nintendo Switch (considerando esta última como una consola híbrida por su movilidad), Pokémon ha sido un producto y videojuego que ha sido consumido principalmente por jugadores que poseen alguna consola portátil, pero con la llegada de dispositivos inteligentes en los últimos años, existe un potencial número de jugadores a los que puede llegar Game Freak. Así, la introducción al mercado de las aplicaciones móviles de Pokémon Go (2016) y, próximamente, Pokémon Masters (2019), Game Freak ha logrado llegar a un número mucho más grande de jugadores que no cuentan con, o simplemente no se interesan tanto en, una consola de videojuegos. Con Pokémon Go se ha logrado simplificar Pokémon hasta el punto más básico de la franquicia. Ya no se requiere una consola extra para poder jugar a ser un entrenador Pokémon, ahora simplemente se es un entrenador Pokémon, por así decirlo. Caminas en el mundo real, mientras que en el celular vas capturando a tus monstruos favoritos, los evolucionas e incluso puedes liderar un gimnasio. Quizás es uno de los proyectos más ambiciosos de The Pokémon Company debido a la constante colaboración con Google (Maps) en la actualización de la base de datos de mapas que conlleva la distribución de la aplicación en varios países. Aunque esta entrega no cuenta con un fin definido per se, actualmente es una de las aplicaciones más instaladas en iOS y Android.

poke010
© The Pokémon Company

Finalmente, la última innovación a la cual ha recurrido The Pokémon Company es la de producción. ¿Recuerdan que había mencionado a Detective Pikachu? Pues este juego para Nintendo 3DS que cuenta la historia de un Pikachu bastante inteligente que resuelve crímenes fue llevada a la pantalla grande a mediados de 2019. La recepción del filme fue bastante positiva debido, en gran parte, al talento de Ryan Reynolds en la voz del detective Pikachu. Bajo la misma premisa que el videojuego, Detective Pikachu (2019) logró que una película cuyo texto base es un videojuego encendiera las taquillas. Hemos visto como varias películas basadas en videojuegos han fracasado, como lo hizo la película de los 90 de Mario Bros. o Mortal Kombat. Pero lo que hizo Legendary Pictures, distribuidora del filme, para lograr un éxito en taquilla fue mezclar el gran éxito que ha tenido Pokémon Go con uno de los actores que están en tendencia (Ryan Reynolds) y evocar a la nostalgia del primer filme de Pokémon que se estrenó en 1998. Dicha nostalgia está presente dentro del filme debido a que utilizan a dos miembros clave de Pokémon: la película (1998), y los enfrentan de nuevo: Pikachu y Mewtwo.

poke8
© The Pokémon Company

No es gratuito, pues, que el conflicto en Detective Pikachu (2019) y Pokémon: la película (1998) vaya entre las mismas líneas ya que, como lo he venido mencionando, Pokémon ya no se enfoca simplemente en generar contenido nuevo, sino que también busca ―de un modo u otro―consentir a sus admiradores más veteranos sin dejar de lado los nuevos jugadores que se sumergen por primera vez al universo Pokémon. Habrá que ver qué nos ofrece Game Freak y Nintendo en las siguientes entregas de la saga, ahora para Nintendo Switch, y cómo cambian estas de lo que ha sido clave para el desarrollo de una franquicia tan fructífera; cambios que, a decir de muchos por todos los adelantos que hemos recibido de Pokémon Sword y Shield, se adecuan a las nuevas tecnologías que se van desarrollando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s